El Consejo de Estado rechaza demanda que pretendía obtener la imagen del Divino Niño Jesús de Praga como marca.

pretendía obtener la imagen del Divino Niño Jesús de Praga como marca.

El registro tenía como propósito defender su significado religioso y evitar que se utilizara de manera indebida o atentando “contra la moral y la fe cristiana”. Ante las pretensiones, el Consejo de Estado advirtió que la imagen no puede ser registrada como una marca, y la consideró un referente. Para el organismo judicial, conceder su manejo como marca generaría un monopolio. Así las cosas, avaló las decisiones de la Superintendencia de Industria y Comercio que negó en primera instancia la solicitud.

Para mayor información ver El Tiempo.